Cómo aprovechar la PNL

¿Has oído hablar de la programación neurolingüistica pero todavía no te queda claro exactamente lo que es? ¿Cómo usar la PNL para influir y mejorar tu propia vida y la de otros? ¿Cuáles son las claves para dominar la PNL y sacarle el máximo partido a su puesta a prueba?

La programación neurolongüistica (o NPL) es una práctica de salud mental diseñada y popularizada en la década de 1970.

Puedes intentar algunas técnicas en tu propia casa, o puedes acudir a clases y lograr una certificación como practicante o entrenador.

Si bien la PNL ha sido ampliamente desacreditada y poco recomendada por los psicólogos, aún tiene muchos usuarios leales, sobre todo en negocios y en el mundo de la autoayuda. Alcanza el éxito con PNL tú también gracias a los siguientes consejos:

Empieza practicando contigo

Cuando empiezas a planear detalladamente lo que quieras en tu vida, lo principal es lo que tú quieres, en lugar de lo que no. No establezcas metas negativas sobre cosas que quieres perder o que no quieres. Piensa en lo que quieres alcanzar, obtener y desarrollar.

Expresa tus metas de un modo que representen tu deseo completo. Por ejemplo, si quieres tener pareja, en lugar de declarar tu meta como “Conocer a alguien especial”, intenta decir algo como “Vivir mi vida con alguien a quién ame de verdad”.

Una meta que suena satisfactoria te motivará más que una meta que solo expresa un paso en el plan.

Hacerte preguntas positivas también es una práctica fundamental de la PNL. Pregunta cosas Bore las cosas que te gustaría cambiar en tu vida. Tu mente intentará responder cualquier cuestión que hagas, así que asegúrate de expresar tus preguntas de una manera que conecte con útiles y positivas respuestas. Por ejemplo, en lugar de responder “¿Qué problema tengo?”, lo lógico sería preguntarte: “¿Qué puedo hacer para sentirme mejor?”, “¿De qué maneras me gustaría cambiar mi vida?”, “¿Cómo mejorará mi vida si hago esos cambios?”.

Los practicantes de la PNL creen que pensar en una imagen de gente, eventos, u otras cosas, puede ayudarte a comprender cómo sentirte sobre ellas. Para conseguirlo, dibuja en tu mente la imagen de algo o alguien que te molesta. Después haz los cambios en la imagen mental como si estuvieras editándola en un ordenador. Pinta de oscuro y desvaneciéndose la imagen de las personas o cosas que te hacen sentir mal. Pinta de brillante y acercándose a las personas y cosas que quieres acercar a ti. Nota cómo te hacen sentir esos cambios.

Gestiona tus voces internas negativas. La manera en la que mantienes tu diálogo interno tiene mucho que ver con tu felicidad y salud mental. casi todos los psicólogos te pedirán que seas consciente de cómo hablas contigo y que cambies tu tono a uno más amable y alentador. La programación neurolingüística adopta diferentes enfoques: sugiere que lidies con el sonido de la voz negativa para que tenga menos poder. Si oyes a alguien decir algo como “Nunca conseguirás hacer eso”, repite el mensaje pero con un sonido distorsionado. Hazlo sonar como si fuese un dibujo animado, y nota como te hacen sentir las diferentes versiones de voces.

Cuando tengas una experiencia negativa que te atormente, trátala como una película. Reprodúcela al revés y empieza desde después de que ocurriera hasta antes de que ocurriera. Hazlo varias veces hasta que memorices la secuencia inversa. Ahora añade un final distinto, uno que te guste más. ¿Notas cómo te sientes ahora sobre esa experiencia?

Visualiza colores y conéctalos con tus sentimientos que te gustaría experimentar. Por ejemplo, si quieres una mayor confianza, imagina un color que la represente para ti, como un naranja brillante. Imagina un cuadrado brillante de ese color ante ti. En tu mente, entra en el cuadrado y céntrate en sentir esa emoción. Imagina exactamente cómo serías y sentirías dentro del cuadrado. La próxima vez que quieras experimentar esa sensación, visualiza el cuadrado ante ti. Da un paso hacia su interior y nota cómo sientes.

regresar al menú ↑

Conviértete en un practicante de la PNL

Si encuentras útiles las técnicas de PNL, practícalas habitualmente. Empieza haciéndolo una vez al día hasta que adoptes el hábito de utilizar las técnicas siempre que las necesites. Mucha gente opta por escribir un diario donde realiza un seguimiento de su práctica de la programación neurolingüística y sus resultados. Puedes hablar con un profesional de la salud mental sobre lo que haces con la PNL.

También existen talleres pagados de PNL y puedes encontrar cursos con una búsqueda rápida en internet. Puedes encontrar clases específicas para profesionales en muchas ciudades, por lo que es recomendable recibir una capacitación antes de trabajar con ella. Si bien la PNL ya no se considera una herramienta válida de psicología, muchos puestos de trabajo la requieren, a fin de inspirar una actitud positiva en el equipo.

Estas clases podrían ayudarte a conseguir una certificación, es decir, como alguien que ha aprendido PNL y se promociona así mismo como alguien capaz de enseñar PNL a otros.

Recuerda que existen prácticas alternativas. Aunque muchos la consideran útil, la PNL no es una escuela del pensamiento científicamente avalada. Si tus prácticas de PNL te están haciendo sentir peor o crees que no están resultando como esperabas, ten en cuenta otras formas de intervención cognitiva con mayor apoyo.

¿Te interesa la PNL? Aquí puedes encontrar los mejores artículos de Programación Neurolingüistica.

Hazlo Fácilmente